Make your own free website on Tripod.com

W I C C A

Rituales
Wicca
Links de otras paginas
Libros Wicca
Arquetipos
Chat
Glosario Magico
Leyes
Relajacion
Gerald Gardner
Elementos
Pentaculo o Pentagrama
Sabbats
Rituales
Rituales en la vida Wiccana
El trazado del circulo
Descargas
Los Dioses
Panteon celta
Nombre Wiccan
Alfabetos
Simbolos
Triada o Triquerta
Los Esbats
Principio Wiccano
Creencias Wicca
Herramientas
Historia Wicca
Magia
Categorias Magicas
Autodefensa psiquica
El Dios y la Diosa
Iniciacion
Las velas
Magia de las piedras
Lema Wicca
Deidades

Rituales y practicas magicas

RITUALES Y

PRÁCTICAS MÁGICAS

SEIS PASOS PARA LA MAGIA CON ÉXITO

1-Deseo y necesidad
2-Implicación emocional
3-Conocimiento y expectativas realistas
4-Creencia
5-La capacidad de guardar silencio
6-Disposición a respaldar la magia en el mundo físico
DESEO Y NECESIDAD:

El deseo y la necesidad impulsan al brujo a construir un hechizo plausible. Esto crea vínculos con el resultado deseado, tanto en el plano físico como en el ultraterrenal. Es en este plano ultraterreno, o astral, donde los hechizos deben cobrar forma en primer lugar antes de que puedan descender hacia la manifestación física.
¿Le parece difícil? No lo será cuando verdaderamente necesite y desee aquello por lo que trabaja. Una vez identificado esto, sus formas de pensamiento son lo bastante poderosas para inscribirse en lo astral, haciendo que le resulte más fácil confiar en ellas. Para decidirlo en términos muy simples, se vuelven tan "reales" que llegan a ser demasiado densas para el mundo astral, por lo que no tienen otra opción que la de manifestarse en lo físico.

IMPLICACIÓN EMOCIONAL:

La implicación emocional alimenta el deseo y la necesidad, estrechando esos vínculos físico /astral. También crea una inversión personal en el resultado lo bastante intensa como para permitirle ver el hechizo hasta el final. Piénselo. Es muy difícil desprenderse de todo aquello con lo que se tiene un vínculo emocional. Todos los días numerosas personas buscan la ayuda de profesionales de la salud mental para liberarse de situaciones a las que han llegado a estar vinculadas emocionalmente.

CONOCIMIENTO Y EXPECTATIVAS REALISTAS:

Un brujo debe tener el conocimiento mágico suficiente para ser capaz de construir un hechizo apropiado. Esto incluye elegir las palabras de poder apropiadas, tener la capacidad de visualizar correctamente, y poseer el conocimiento para escoger las herramientas y los catalizadores que sean más compatibles con las energías del hechizo. Por ejemplo, la elección de una hierba que tiene la propiedad de atraer amor no sería útil en un hechizo de expulsión.
La habilidad de escoger el momento mágico oportuno también es importante. Si la sincronización astrológica no va a surtir efecto, un brujo tiene que saber cómo adaptar el hechizo en consonancia para aprovechar las condiciones astrológicas existentes.
Conocimiento significa sabiduría. Esto quiere decir que cada uno debe saber cuándo se necesita realmente la magia y cuándo es mejor abordar un problema de acuerdo con los medios convencionales. Si se une al club del Hechizo-del-Día y se viste con el equipo ritual ante cada problemita que se le presente sólo conseguirá la dispersión de sus energías y se encontrará con que nunca puede centrarse en un problema el tiempo suficiente para resolverlo. La magia constituye un excelente apoyo de refuerzo para nuestros problemas, pero no es una panacea para todos nuestros infortunios. La brujería y Civil Lek piensan que esta tendencia a irrumpir en la magia sin reflexión previa impone la necesidad de que un brujo debe "limpiar la casa" primero, es decir que tiene que poner en orden otros aspectos de la vida antes de abordar algo tan exigente como la magia. Funciona mejor con la mente despejada, con un centro definido y cuando la vida está al menos bajo cierta apariencia de control, aunque no sea perfecta.
Conocimiento también quiere decir saber cuándo solicitar ayuda externa. En el caso de una enfermedad grave quizá necesite la ayuda de un método cualificado, preferiblemente alguien que se muestre favorable a la inclusión de las técnicas curativas naturales en el tratamiento. Recuerde que la magia no es un "curalotodo". Los hechizos esperan que usemos todos los recursos a nuestra disposición para lograr un resultado con éxito, y a veces esto podría significar combinar nuestros esfuerzos con la sabiduría convencional.
Asimismo, un brujo debe ser lo bastante racional como para saber qué objetivos mágicos son alcanzables en términos realistas y cuáles no lo son. Todo hechizo cuyo objetivo viole las leyes naturales del universo está condenado a fracasar desde el inicio. Ningún hechizo mágico hará que le crezcan alas y pueda volar o que su cuerpo se vuelva invisible. Sin embargo, un hechizo puede permitirle hacer ambas cosas en el estado mágico conocido como proyección astral.

CREENCIA:

Los brujos con éxito deben creer en el resultado de sus hechizos y tener confianza en su capacidad para hacer que cobren vida. La magia implica un cambio de la conciencia; es una operación que se lleva a cabo en gran medida en la mente. Esto no hace que el resultado sea menos real, pero pone un montón de obstáculos en nuestro camino, todos ellos generados por nosotros mismos. Puesto que estamos ocupándonos de una operación mental, toda duda persistente que flote en esa misma mente sólo obstaculizará nuestro trabajo.
La popular frase gitana para poner fin a hechizos y rituales, "así sea", es otra afirmación de creencia en nuestros esfuerzos. Esta frase ha sido utilizada durante muchos siglos al final de los hechizos para afirmar su realidad en el aquí y ahora. Esta coletilla también tiene otras encarnaciones, pero la variación importa menos que la intención que hay detrás de ella: que su magia debe suceder y debe ser un hecho de ahora, porque usted así lo desea. La confianza de uno mismo se desarrolla con la práctica.

LA CAPACIDAD DE GUARDAR SILENCIO:

Guardar silencio es una costumbre mágica tradicional que ayuda a proteger la energía que hemos puesto en nuestros hechizos. Hay un viejo proverbio esotérico que enseña que el "poder compartido es poder perdido". Guardarnos nuestros objetivos mágicos para nosotros mismos nos permite centrar nuestra energía y atención en ellos y no en hacer alarde de los éxitos que esperamos tener.
El hecho de hablar de su magia, incluso de manera informal, a la persona equivocada puede dificultar su trabajo si esa persona tiene interés en su fracaso. No suponga que automáticamente que su mejor amigo desde hace veinte años se mostrará encantado de saber que usted está en el cuadragésimo día de un hechizo de sesenta días para atraer un romance a su vida. No suponga que sólo porque esa persona ha sido su compañero de confianza durante mucho tiempo querrá ver que usted logra el deseo de su corazón. Aún cuando esta persona quiera verdaderamente la felicidad para usted, los celos siguen siendo una parte impredecible, pero siempre presente, de la condición humana. Tal vez su amigo sienta la amenaza de que si usted encuentra una pareja amorosa ya no tendrá tiempo para la amistad que compartían. O tal vez ese amigo o esa amiga teman que usted cifre sus esperanzas en la misma persona que él o ella estaban tratando de atraer. La energía negativa fortuita puede hacer tanto daño a su hechizo como podría hacerlo un brujo experimentado que dirigiese hacia usted deliberadamente la influencia maligna de un contra hechizo.

DISPOSICIÓN A RESPALDAR LA MAGIA EN EL MUNDO FÍSICO:

La magia no es un proceso instantáneo. El lenguaje que se ha desarrollado en torno a ella a lo largo de los siglos subraya que es un proceso gradual. Para describir nuestro trabajo de hechicería hablamos de hilado, tejido, moldeado, obra, arte y creación. Igual que muchas de nuestras Diosas que son representadas hilando y tejiendo para crear las cosas, nosotros, como brujos, también trabajamos nuestra magia de esa manera minuciosa, a destajo.
Por ejemplo, si quiere una casa nueva, no piense que basta con hacer un hechizo para verla aterrizando encima de usted como si fuese la Bruja Perversa del Este en El mago de Oz. Tendrá que crear y trabajar su hechizo y luego salir a la calle y comenzar su búsqueda, confiando en que su magia le lleve en la dirección correcta.
En suma, la magia funciona por una sola razón: porque es la voluntad del brujo que se cumpla. Los brujos con éxito:

· Tienen una necesidad con la que están emocionalmente involucrados.
· Poseen el conocimiento para realizar el hechizo y la creencia en sí mismos para llevarlo a buen término.
· Saben cómo visualizar el hechizo, creando formas de pensamiento en el mundo invisible, o astral, con el conocimiento de que sólo ellos pueden integrarlo en el mundo físico a través de la voluntad y de la dedicación continua de energía en el esfuerzo.
· Respaldan sus esfuerzos mágicos en el plano físico.
· Guardan silencio acerca de sus objetivos.
· Buscan ayuda externa cuando es necesario.
· Siguen estudiando su Arte y viviendo su fe, sabiendo que la educación de un brujo es un proceso interminable

TRAZADO DEL CíRCULO

Elementos necesarios:

· Cáliz con agua fresca
· Plato con sal
· Pentáculo
· Athame, espada o vara
· Incensario con carbón e incienso
· Cuatro velas para los elementos
· Velas de Iluminación
· Elementos necesarios para rituales y    encantamientos.
El altar debe estar aproximadamente en el centro del espacio ritual mirando hacia el norte.
Se toma el Athame, la vara o la espada y apuntándola hacia el suelo, se traza un círculo en sentido deosil, empezando en el norte, visualizando la energía como una llama azul-plateada, rodeando todo el espacio ritual y superponiendo los extremos. Mientras trazamos el círculo se recita:

“Consagro este círculo de poder a los antiguos Dioses;
que aquí se manifiesten y bendigan a su(s) hijo(s).
Te conjuro, Oh círculo de poder
Para que seas un límite entre el mundo de los hombres y el de los Dioses.
Sé guardián y protector para preservar y contener
el poder que levantaré(mos) dentro hasta que decida(mos) liberarlo.
Por consiguiente te bendigo y te consagro”

Se regresa al altar y se levantan las manos con la herramienta mágica en forma de saludo y se dice:

“Este es un tiempo que no es un tiempo,
en un sitio que no es un sitio, en un día que no es un día;
Estoy (estamos) en el umbral entre dos mundos,
ante el velo de los misterios.
Que el Anciano de los días me(nos) ayude
y me(nos) proteja en mi(nuestra) travesía mágica”

Se coloca el cáliz con agua sobre el pentáculo, se bendice sosteniendo el Athame sobre el mismo diciendo:

“Gran madre, bendice a esta criatura de agua a tu servicio.
Haz que siempre recuerde(recordemos)
 las aguas del renacimiento en la caldera”

Se espolvorea un poco de agua sobre el pentáculo, se sostiene el Athame sobre el mismo diciendo:

“Gran madre, bendice a esta criatura de tierra a tu servicio.
Haz que siempre recuerde(recordemos) la tierra bendita,
sus muchas formas y estados”

Se hecha la sal en el cáliz con agua, se levanta el cáliz en alto y se dice:

“Gran madre, te rindo honor”

De la misma manera que se trazó el círculo con el Athame, se rocía el agua con sal por el borde del círculo mientras se recita:

“Con agua y sal trazo el círculo sagrado.
En él se hará solo lo que me he (nos hemos) propuesto.
Nada del exterior, que no sea invitado, entrará en él”

Se vuelve al altar y se coloca el cáliz en él. Se coloca el incensario con carbón encendido sobre el pentáculo, se sostiene el Athame sobre él mientras se dice:

“Gran Padre, bendice a esta criatura de fuego a tu servicio.
Haz que siempre recuerde el fuego sagrado
que baila dentro de la forma de cada creación”

(Muchas veces no se consigue incienso en grano, por lo que el incensario con carbón encendido se puede reemplazar por una vela roja que representa el fuego y una varita de incienso.)

Se coloca un poco de incienso sobre el carbón, se espera unos instantes a que el humo de incienso sea abundante. Se coloca el Athame en medio del humo apuntando hacia abajo mientras se dice:

“Gran Padre, bendice a esta criatura de aire a tu servicio.
Haz que siempre traiga hacia mi
las voces del Anciano de los días”

Se levanta el incensario en alto y se dice:

“Gran Padre, te rindo honor”

Se camina con el incensario alrededor del círculo como se hizo anteriormente mientras se recita:

“Yo destierro de este círculo
 a todas las fuerzas impuras y perversas”

Se deja el incensario en el altar y nos dirigimos al norte del círculo en donde se enciende una vela, se levanta el Athame en forma de saludo y se dice:

“Los invoco, poderes de la tierra
para presenciar este rito y proteger este círculo”

De igual manera nos dirigimos al oeste del círculo y hacemos lo mismo que en el norte, pero invocando al elemento correspondiente y así en deosil (sentido de las manecillas del reloj) con los otros puntos cardinales.

Norte  Tierra
Oeste   Agua
Sur  Fuego
Este  Aire

A medida que se invoca la presencia de un elemento, se visualizan acercándose al llamado.
Se regresa al altar y levantando las manos se dice:

“El círculo está sellado por el poder de los dioses.
Que estos nos guíen y protejan”

El círculo está abierto.

Luego de realizar el trabajo mágico o ritual propuesto para ese momento procedemos a cerrar el círculo.
Tomamos el Athame y lo elevamos al cielo mientras decimos:

"Os agradezco su presencia en este lugar sagrado Gran Diosa y Gran Dios. Todo aquello que he(mos) hecho dentro de este espacio mágico sea de su agrado y complacencia. Que su protección y ayuda esté siempre con nosotros, así sea".

Luego nos dirigimos al extremo norte del círculo, elevamos el Athame y decimos:

"Les doy las gracias espíritus elementales de la Tierra,
por presenciar este ritual y proteger este círculo.
Benditos sean"

De la misma manera despedimos a todos los elementales en el mismo orden en que fueron convocados.
Luego tomamos el Atame en el lado norte del círculo y hacemos un corte en el aire hacia arriba con el y abrimos los brazos como abriendo una gran puerta mientras decimos:

"El círculo está abierto, pero por la sagrada protección
del Señor y la Señora nada podrá dañarme ni perturbarme.
Feliz encuentro, feliz partida y feliz reencuentro,
así sea."

Manejo

de la Energía
Todas las cosas existentes en el Universo están compuestas por energía y su constante vibración es lo que nos permite ver estas cosas a nuestro alrededor.
El manejo de la energía es una disciplina que se adquiere con la práctica constante y a conciencia de ciertos ejercicios, algunos de los cuales explicaré en este apartado.
 

La energía en los
Rituales

La energía es un elemento esencial dentro de cada ritual. Esta es la que determina si un ritual realmente tiene éxito o no. Cuando realizamos un ritual es necesario levantar un "Cono de Energía".
Hay varias maneras de levantarlo; la más utilizada es la danza. Con ella podemos unificar la energía de un grupo y lanzarla hacia un objetivo en especial. Esta danza se realiza en general hacia la derecha, ya que este sentido aumenta la energía.
También se puede concentrar la energía por medio de la meditación. Unos instantes de meditación durante un ritual hacen que el cuerpo y la mente se preparen para el propósito del ritual a realizar.

Si eres un practicante solitario de Wicca, puedes realizar algunos de los ejercicios que explicaré a continuación para concentrar tu energía. No necesariamente debes hacerlos para un ritual; entre más veces los hagas, más capacidad de manejo sobre tu energía tendrás.
 


Visualización y
Energía

Coloca tu cuerpo en una posición cómoda, puede ser sentado o acstado. Luego trata de regular tu respiración, haciéndola más profunda y lenta. Ralaja tu cuerpo lentamente, empezando por los pies y subiendo por tu cuerpo hasta llegar a tu cabeza. Escucha atentamente tu cuerpo y concéntrate en los latidos de tu corazón, haciéndolos más lentos y tranquilos.
Cuando sientas que tu cuerpo está totalmente relajado, visualiza en medio de tu pecho una pequeña luz, puede ser blanca o azul, la que prefieras. Esta visualización debes acompañarla de sensaciones reales en tu cuerpo, como algo de calor producido por esta luz. Deja que tu pecho se llene de esta luz mientras se va formando una pequeña bola de energía compuesta por esta luz. Lleva esta luz por tudo tu cuerpo, lentamente. Lleva esta esfera de luz a tus pies y tus piernas, luego llévala por tu vientre y tu corazón, pasa la esfera por tu cuello y por tu cabeza. Por último lleva esta esfera de luz de nuevo a tu pecho y visualiza como esta se divide en dos y pasa lentamente por tus brazos hasta llegar a tus manos. Allí la energía sale por la punta de tus dedos y se aloja en la palma de tus manos, formando dos esferas de luz dentro de ellas. Únelas, formando una gran esfera de luz. Mantenla allí unos instantes, siente como es su forma, su tamaño, siente si es fría o caliente, siente si tiene algún peso. Luego suelta esa energía al aire; siéntete liberado y ligero como una pluma.
Esta técnica también la puedes emplear para dirigir la energía para un objetivo en específico o para liberar tu energía en un ritual.
 
 

El Árbol

Este ejercicio es ideal para cuando te sientas decaído, falto de energía. Los árboler son receptores por exelencia de la energía que emana el sol, por esto, cuando esta nos hace falta, los árboles nos pueden brindar un poco.
Escoge un árbol grande, lleno de vida, ojalá esté rodeado de mucha naturaleza. Siéntate a su lado en posición de flor de loto o en una posición que te resulte cómoda. Coloca tus manos en el árbol, tómalo fírmemente. Empieza a respirar profundamente y a relajarte. Visualízate a ti mismo sentado junto al árbol. Puedes ver adentro del árbol, como si su corteza fuera de vidrio. Visualiza los canales por donde corre la sabia mientras rodea el árbol por todos lados, como nacen en las raices y recorren el tronco del árbol y como muchos otros canales se desprenden de el canal del tronco y llegan a cada una de las hojas. Ve como los canales suben hasta la copa del árbol y vuelven a bajar hasta llegar de nuevo a las raices.
Ahora ve como un canal empieza a nacer del canal del tronco y se dirige a tus manos, las atraviesa y empieza a recorrer todo tu cuerpo, llagando a cada rincón del mismo. Siente como la sabia, que es la vida del árbol, empieza a recorrer tu cuerpo, limpiándolo y llenándolo de nuevo de energía y vitalidad. Visualiza como el sol lanza sus rayos de enrgía a la tierra, los cuales son absorbidos por las hojas del árbol y llegan a tí a través de los canales de tu cuerpo. Eres uno con el árbol.
Cuando te sientas de bien, lleno de energía, visualiza como los canales de tu cuerpo se empiezan a recoger y a desaparecer, el canal que te unía con el árbol vuelve al canal principal y el árbol se hace visible de nuevo. Abre los ojos y dale gracias al árbol por haber compartido su energía contigo.
 

Cargar de Energía
un Objeto

Primero debes hacer una limpieza del objeto a cargar. Visualiza la energía del objeto como una luz débil y sucia. En una corriente de agua que corra constantemente (puede ser un arroyo, un río, el mar...) sumerge el objeto. Si no hay alguna cerca, abre alguna llave de agua u deja que el agua corra un poco. Mientras sumerges el objeto, verás como la luz empieza a dejar el objeto y se va junto con el agua que corre. Luego de eso, seca con un paño limpio el objeto. Para cargar de energía el objeto debs hacer primero el ejercicio de visualización. Cuando tienes la esfera de enrgía en tus manos, las colocas sobre el objeto. Verás como tu energía empieza a llenar el objeto con una luz brillante y cálida, Cuando el objeto esté completamente cargado, descrga el exedente de energía que queda en tus manos. Enciende una vela blanca y pasa el objeto por la llama de la misma para fijar y purificar la energía que ahora contiene el objeto. Guarda el objeto en un lugar seco y limpio, puede ser en alguna bolsita de tela o simplemente en un lugar en donde esté seguro. Trata de que el objeto no sea tocado por nadie más, a menos de que quieras brindar tu energía a alguien como regalo o como forma de ayuda. Si el objeto es tocado por alguien, debes volverlo a limpiar y cargar.
 

Magia de

los Deseos
“Desea... que el Universo conspirará para que tu deseo se realice”

La Magia de los Deseos es una de las prácticas mágicas más utilizadas hoy en día. ¿A quién no le gustaría que todo aquello que desea se cumpliera? Creo que todas las personas sobre la tierra les gustaría esto, y hay una gran noticia para los que buscan el cumplimiento de sus deseos...

SI ES POSIBLE TENER TODO AQUELLO QUE SE DESEA!!
En realidad hay algunas características que los deseos deben tener para que se realicen:
1.Lo que deseas debe ser absolutamente necesario para ti. Es decir, puede que estés deseando un automóvil nuevo, un Ferrari, ¿pero en verdad necesitas un Ferrari? ¿No te serviría para lo mismo un automóvil mucho más económico, como un automóvil usado?
2.Debes saber que es lo que deseas. Esto significa que debes saber exactamente que es lo que deseas. Es muy diferente desear “una maleta” a desear “una maleta azul con dos rayas verdes en medio, lo suficientemente grande como para llevar mis cosas personales a todas partes”.
3.Debes visualizarte con tu deseo cumplido, jamás debes visualizar cómo este deseo se cumplirá. Es decir, si pediste algo de dinero para tus necesidades debes visualizarte con el dinero en las manos, disfrutando de él, pero nunca debes visualizar como lo consigues.
4.Debes trabajar para tu deseo. Si lo que buscas es un buen trabajo, no esperes a que te caigan propuestas del cielo. Debes pasar hojas de vida, buscar oportunidades, de seguro en aquella que seas aceptado, será el trabajo ideal para ti.
Si aquello que deseas cumple con todos estos requisitos, de seguro podrás lograrlo.
 
Pequeño Ritual
para pedir un deseo
Este ritual es ideal para ser realizado en una noche de luna llena.
Para esto necesitas:
  • Una hoja de papel (ojalá papel reciclado)
  • Un lápiz
  • Una vela blanca
Debes abrir el círculo (como fue explicado en el apartado de Círculo Mágico). Luego de terminar la apertura del círculo, medita un poco en tu deseo, piensa de forma totalmente objetiva si tu deseo cumple con todas las características que expliqué anteriormente y si ese es realmente tu deseo.
Cuando estés totalmente seguro de qué es lo que quieres, toma la hoja de papel y con el lápiz escribe muy detalladamente qué es lo que deseas. Si es un auto puedes escribir el color, la forma... escribe todo lo relacionado con tu deseo.
Cuando termines toma la hoja y dóblala. Dibuja los símbolos del Señor y la Señora por la cara que no está escrita y enciende la vela blanca mientras dices:
“Que el fuego bendito purifique mi deseo”
Quema la hoja en la llama de la vela y deja que se consuma totalmente mientras dices:
“Que el Señor y la Señora con su infinito poder
hagan realidad el deseo que guarda mi corazón.
Aguardaré con paciencia la respuesta divina”
Si estás en campo abierto, toma las cenizas de la hoja en la que escribiste tu deseo entre tus manos, visualiza tu deseo realizado. Luego sopla las cenizas al viento mientras dices:
“Que el viento lleve
mi deseo a su destino”
Si estás en un lugar cerrado, guarda las cenizas en alguna bolsita de tela y cuando cierres el círculo, sal a algún lugar abierto y sopla las cenizas al viento de la misma manera que expliqué arriba.
Para que no tengas que buscar mucho, te recuerdo los símbolos de la Señora (la luna triple) y el Señor (la luna coronada).
Hay que tener muy en cuenta que los deseo no se realizan de inmediato, estos pueden tomar un poco de tiempo. Ten paciencia y con seguridad, si este deseo cumple con todos los requisitos, se realizará pronto. Normalmente depende de la fuerza con que lo desees.